Archivo de la etiqueta: Rusia

El rol Judío en la Revolución Bolchevique

¿No estáis cansados de que Lemmings ortodoxos del empirismo con todo lo que no sale por la TalmudicVision os tilden de conspiranoicos y esquizofrénicos antisemitas por mencionar la identidad étnica de la organización bolchevique que dio el golpe de Estado en Rusia en 1917? yo sí, mucho.

El rol dominante judío en el comunismo sigue siendo a día de hoy un tema tabú conocido por muy pocos. Esta ignorancia vigente hace que las discusiones en foros y redes sociales puedan ser de lo más frustrantes. Aún más cuando se hace en entornos de habla española, teniendo en cuenta que la mayor parte de la información que prueba nuestros argumentos suele estar en otros idiomas.

Con este nuevo vídeo, pruebo de forma irrefutable con testimonios de la época y cables oficiales de la Embajada Americana el papel director de los Judíos en la organización comunista bolchevique. Ideal para dejar con cara de Poker a Lemmings del Establishment en foros y redes sociales.

Los Judíos SON nuestra desgracia. No es una creencia, es un hecho científico, empíricamente irrefutable. Si fuera matemático os lo demostraba con una ecuación. Pero como no lo soy, os edito este vídeo.

¿Por qué son tan odiados los Judíos?

¿Por qué los Judíos han sido odiados, perseguidos y expulsados ahí donde han ido a lo largo de más de 2000 años? ¿es porque somos unos xenófobos antisemitas, o tiene el comportamiento de los Judios algo que ver?

En mi nuevo vídeo, rescato parte de una entrevista a E. Michael Jones, en la que analiza el pérfido historial de los Judíos en su paso por Europa del este y Rusia.

Lo he acortado todo lo que he podido. Difundid y despertad a los buenos Goyim del mátrix rabínico. Unidos venceremos.

Putin NO es nuestro amigo

Rusia es un bastión de la judería organizada (aún más que EEUU) desde la revolución judeo-bolchevique de 1917. Si bien los judíos de ambos lados del océano tienen a veces sus diferencias, a la hora de la verdad actúan de forma unida, ya que su causa es común, y pertenecen al mismo pueblo.

Durante el proceso de “transición” al capitalismo tuvo lugar el mayor robo de la historia. Un puñado de oligarcas judíos se hicieron literalmente con todas las riquezas del país más grande del planeta.

No, Putin no es nuestro amigo. O si no, preguntad a los nacionalistas rusos. Viven acojonados dentro de un Estado Policial donde poner en duda el holocuento o denunciar a la judería organizada en un blog puede llevarte a la cárcel.

Es bien conocido que Putin es sionista hasta la médula, y que en el Gobierno del Kremlin hay más judíos por metro cuadrado que en una Sinagoga. Que no os cuelen el cuento del poli bueno / poli malo. No, no existe ningún antagonismo real entre EEUU y Rusia. Y no, no va a haber ninguna gran guerra entre ambos países. Como mucho, guerras a pequeña escala con las que dividir y repartirse territorios fronterizos.

Entendiendo la Crisis en Ucrania

Empezando por la izquierda: Petro Poroshenko, Vitali Klichkó, John Forbes Kerry (Cohen), Arseni Yatseniuk y Yulia Timoshenko. El único que no puedo confirmar que es judío es el primero. Un pez gordo de la Banca y billonario, también propietario del Canal 5 ucraniano. No puede negarse que tenga rasgos judíos.

El presidente Yatseniuk, la ex-presidenta Timoshenko, el opositor Klitschko, el gobernador y jerarca Komoloysky, los líderes militares que dirigieron el golpe de estado, hasta incluso los elementos mediáticos que dieron apoyo a las revueltas (KerryHenry Lévy, etc), son judíos.

En 2010, el oligarca judío y nuevo gobernador de Dnepropetrovsk tras el Golpe en Kiev, Komoloysky, dice: “Los judíos llevarán a Ucrania a la Unión Europea

La pregunta inevitable es, ¿cómo llega a Gobernador en Dnipropetrovsk un tipo con una predilección tan evidente por el Pueblo Elegido?

El perfil de este parásito judío es impresionante. De doble nacionalidad (Ucrania, Israel), oligarca cleptómano multimillonario, presidente de la Comunidad Judía de Ucrania, presidente del Consejo Europeo de Comunidades Judías y cofundador (junto a otro pez gordo judío, también de doble nacionalidad, Vadim Rabinovich), de la Unión Judía Europea, que a su vez conformó el Parlamento Judío Europeo, de 120 miembros y con sede en Bruselas. Con mucho más poder que la pantomima del Parlamento Europeo, que sólo está de tapón. Nido de corruptos y parásitos, ideal para jubilar a vagos y enchufar a familiares.

Podéis visitar la página Web del Parlamento Judío Europeo aquí.

Komoloysky también financió el que es, desde su inauguración en 2012 en la provincia donde ahora gobierna (Dnipropetrovsk), el centro para judíos más grande del mundo.

Komoloysky, a la izquierda, haciendo un brindis con el Gran Rabino de Israel Yona Metzger (en el centro), durante una conferencia del Consejo Europeo de Comunidades Judías en Berlín.

Sigue leyendo